Pinocho, Jonas y Greenpeace

 El vídeo es muy corto pero al mismo tiempo que original y creativo es bonito, muy didáctico. Seguro que te gusta.

 La caza de ballenas es algo que creo todos desaprobamos. Va en contra de nuestro legado infantil. Desde que la ballena expulsara de su vientre a Pinocho y a Gepetto sin dañarlos, pasó a ser uno de nuestros animales bendecidos. También nos leyeron en religión la historia de Jonás que se lo tragó una ballena y estuvo en su vientre tres días y tres noches, tras los cuales lo vomitó en tierra. Y después algo más mayores nos enteramos de que es un mamífero y tiene ballenatos muy tiernos. Vive en el mismo lugar que los delfines, querido protagonista de series infantiles. Y un día vemos que las están arponeando sin ningún escrúpulo, bañando las aguas con su sangre. Dentro de nosotros hay una madre Teresa y un Hilder, y este cuando no mata ballenas, mata delfines o focas. Nunca he logrado entender el desprecio o la ignorancia que existe hacia el sufrimiento de los animales. Se les trata como a seres inferiores, insensibles, que no merecen piedad. Es un abuso de poder hacia otra forma de vida. Yo no se si un animal puede racionalizar el dolor. Pero eso no importa tanto como saber que el respeto a los animales, empieza por el respeto a mi persona. No puedo causar dolor sin dañarme a mi mismo. Si rebajo, me rebajo. ¿Qué podemos hacer por las ballenas? Mucho, educando a nuestros hijos en el respeto y amor a los animales y predicándoles con el ejemplo. Los niños imitan lo que ven, y los adultos, también.

Vínculo: http://whales.greenpeace.org/

Anuncios

4 Responses to Pinocho, Jonas y Greenpeace

  1. Tayin dice:

    Nadie con un mínimo de sensibilidad puede dejar de ver en la mirada de un animal la bondad y la belleza que los nuestros solo reflejan cuando somos tan inocentes como ellos, es decir, cuando somos niños. El que es capaz de dañar a un inocente de manera consciente, niño o animal,no merece ser llamado ser humano sino sencillamente homínido.

  2. Tayin dice:

    Debo añadir a lo anterior que queda al margen del comentario pacifista mi posible reacción irracional con mi hijo Cristian cuando se pone borde. Sé que sabreis perdonarme

  3. Tayin dice:

    ¡Y tú, Ignacio, átate los machos!

  4. Javier dice:

    Querido Tayín: me alegra que le hayas cogido el tino a esto de los comentarios. Recordarte que son públicos y se puede dar una imagen cuestionable de nuestro equilibrio psicológico familiar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: